lunes, 29 de octubre de 2012

EL HOMBRE DE GRAFENECK DE FÉLIX JAIME CORTÉS








  • Editorial: TAGUS
  • Lengua: ESPAÑOL
  • ISBN: 9788415623038
  • Formato: EPUB







SINOPSIS (de Casa del Libro):

Un escritor maduro y solitario, al que hace tiempo que no le llega la inspiración, conoce casualmente a una muchacha mucho más joven que él, que acaba de perder a su novio en uno de los dos trágicos sucesos, casi simultáneos, con los que se abre la novela. Sus destinos se unen para encontrar una explicación a la muerte del muchacho, que la policía y la prensa han achacado, tras cerrarse el caso, a un ajuste de cuentas por asuntos de drogas.

Mi opinión:

Durante varios meses habréis visto la portada de este libro (la primera que tenía, no la actual) en la parte derecha de la pantalla. Era porque siempre despertó mi curiosidad y me propuse estrenar el kindle que me regalé este verano con él. Recibido en casa el cacharrito nuevo, me puse en contacto con Félix para decirle que por fin iba a ponerme con la novela. ¡Pues no! ¡No me dejó! ¿Será posible? Me tuvo unos días con la intriga, preguntándome qué demonios pasaría para que un autor no quisiera que me leyera su libro. Y no un autor cualquiera, sino uno de los pocos que he conocido en persona a lo largo de los últimos meses.

Al final, me lo contó. El hombre de Grafeneck iba a ser publicada por Tagus, en formato digital. Dejaba de ser uno de nosotros, de los autores independientes que reculamos en su día en Amazon. Me contó que no quería que lo leyese todavía porque se habían hecho algunas correcciones mínimas, supongo que esas cosillas que se nos escapan a todos cuando nos autoeditamos, y prefería que leyera el libro definitivo. Tuve que morderme la lengua, porque supe la noticia un pelín antes que la mayoría, y os digo que me costó no ponerme a saltar de contenta.

Al final todo llega y el día de leer esta novela llegó.

El hombre de Grafeneck empieza en febrero del 39, cuando un granjero alemán pide ayuda al mismo Adolf Hitler para que le ayude a deshacerse de un hijo deforme que acaba de tener.  La carta despierta el interés de Vicktor Brack, miembro de las SS y se estudia eliminar a la criatura, hecho que finalmente sucederá cuando tenga cinco meses, dando el pistoletazo de salida a un programa muy cruel: el Aktion T-4. La muerte por compasión. El inicio de todo lo que vendría después.

Félix Jaime estructura el libro en dos acciones que van alternando capítulos. En unos vamos viendo la historia de Lorenz, un miembro de las SS, albañil en el pasado, al que el foco de la historia sigue para irnos contando las atrocidades que se cometieron en Alemania incluso antes de que empezase la Segunda Guerra Mundial. Grafeneck es el principio, una especie de ensayo para lo que vendría después. El personaje de Lorenz va experimentando una evolución a lo largo del relato, perdiendo por el camino la empatía con el ser humano que al principio sí que tiene, cuando empieza a ser consciente de lo que las autoridades están planificando.

La otra historia, ambientada en el presente, sigue los pasos de Bernardo Soto y una joven llamada Sandra Limonero, que acude a él para que la ayude a investigar la muerte de su novio Roberto. Oficialmente el chico murió por un asunto de drogas, pero Sandra sabe que eso no puede ser cierto y decide que si la policía ha echado tierra sobre el asunto y no quiere seguir buscando, ella no lo dejará. Quiere limpiar la memoria de su novio. Ahí, en la muerte de Roberto, está la clave de la unión de estos dos relatos.

Fluctuando entre ambos tiempos, yendo del pasado al presente, nos vamos metiendo, a medida que avanza más la lectura, en esos dos mundos aparentemente diferentes. Durante los hechos que se desarrollan en la Alemania nazi no se puede evitar sentir perplejidad por el escaso valor que le daban a la vida, la crueldad que se empleó no sólo para eliminar a todo aquel que no cumplía los patrones del delirio de Hitler, sino también las brutalidades que fueron capaces de cometer "investigando" los límites de la resistencia humana. Hay momentos en los que los prisioneros de los campos de concentración se convierten en cobayas humanas a las que se somete a situaciones extremas, para anotar las reacciones y la capacidad de supervivencia. El éxito de cada hombre que es capaz de sobrevivir a lo imposible es premiado con un tiro en la cabeza al terminar. Una manera sencilla de asegurar el silencio sobre lo que estaba ocurriendo.

Los personajes de la historia están muy bien caracterizados. Lorenz, como ya he dicho, va evolucionando en crueldad, hasta el punto de que la única vida que le importa es la suya y no le tiembla jamás el pulso cuando tiene que deshacerse de alguien. Sandra es una chica decidida que logra finalmente averiguar la razón verdadera de la muerte de su novio y de paso encuentra el amor de nuevo y Bernardo, qué decir de él. Me ha encantado este personaje, con el que no puedes dejar de reírte algunas veces con sus ocurrencias y su glotonería. Viene de una historia dura, está bloqueado por ella, pero en este proceso de ayudar a Sandra sus heridas empiezan a cicatrizar. Ya no es sólo que le interese ayudar a Sandra para conseguir una buena historia para su siguiente novela, es que él mismo ha experimentado un cambio.

Me habían avisado de que en la novela hay tramos muy duros. Los hay. Supongo que habrá a quien le impresionen mucho pero quizá es porque ya había leído sobre ello y he podido afrontarlos sin demasiados problemas, o quizá mi hijo lleva razón cuando me dice que no es tan duro leer como ver. Supongo que si algunas de las cosas que aparecen lo hicieran en forma de imágenes, en una película por ejemplo, serían de poner los pelos de punta. Con respecto a esto tengo que decir que la novela me ha resultado muy cinematográfica.

Os animo a que conozcáis la novela. No decepciona nada.

18 comentarios:

  1. Hoy era un día medio triste, medio gris, como casi todos los lunes. Hasta que he leido tu entrada. Me has alegrado el día, la semana, el mes y la vida. Muchas gracias por leer la novela, y sobre todo, por reseñarla como lo has hecho. Me ha encantado. Siempre lo digo, que leyendo las reseñas descubro aspectos que ni yo mismo pensaba que estaban ahí. Gracias por leerla, gracias por tu tiempo, y sobre todo, gracias por tu paciencia y discrección cuando te pedí que esperaras un poco.

    Un beso muy fuerte, y muchas gracias otra vez.

    ResponderEliminar
  2. Yo estoy leyéndola ahora. Cuando voy a dormir y la narración vence el cansancio del trabajo de estos días y siempre me roba una hora de sueño. Muy buena obra., excelentes personajes. Felicidades otra vez Félix Jaime!!.

    ResponderEliminar
  3. La novela es muy buena, a mí me encantó, ya lo sabe Félix. Y la reseña no se queda atrás, Mayte. Así que felicidades a los dos por la parte que os toca.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Estupenda reseña que deja con muchas ganas de leer el libro. Apuntadísimo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. La lei hace unos meses y me gustó mucho, la historia está muy bien llevada y sobre todo documentada. A mí hubo escenas que me resultaron duras, sobre todo cuando como dices hacían de cobayas los prisioneros de los campos. Sin duda una novela que merece la pena leer
    besos

    ResponderEliminar
  6. Excelente reseña Mayte, muy acertada.
    De verdad que el libro es impresionante, por los personajes, por la trama, por el gran trabajo en la búsqueda de documentación seria y verídica, por sus reflexiones, por lo bien escrito que está...¿qué más puedo decir? Este libro se convertirá en un clásico. De él saldría una película de Oscar, seguro. Espero que las productoras lo descubran pronto.
    Felicidades a los dos.

    ResponderEliminar
  7. Me gusta lo que nos cuentas, Mayte (y cómo lo cuentas), así que me apunto esta novela. Había visto más reseñas positivas de este libro pero tú me has acabado de convencer. Yo también pienso que es más duro ver que leer, por eso cuenta más la pericia de un escritor para conmover a sus lectores que no la de un director de cine o de fotografía. Saludos!!

    ResponderEliminar
  8. Creo que la genialidad de un escritor consiste en tratar un tema escrito y tocado muchas veces, con personajes que prácticamente todo el mundo conoce, pero enfocarlo de una manera diferente. Este es el caso de "El hombre de Grafeneck".
    Pero voy más allá. Félix no es un escritor de montón. Se destaca por su estilo narrativo. Es entretenido, sabe intercalar los tiempos, los personajes están bien definidos y el interés de la trama no decae en ningún momento porque sabe dosificarlo.
    Muy buena tu reseña, Mayte, ojala supiera yo hacerlas tan bien, pero tengo el defecto de enfocarme más en el estilo que en la historia. Y esta es una muy buena historia.

    ResponderEliminar
  9. Félix, tu novela me sorprendió desde el principio, tanto por el estilo narrativo como por el interesantísimo tema que propones, las reflexiones a las que los personajes te van conduciendo. Eres un exagerado, ¿cómo que te he alegrado la vida?

    Un beso, escritor.

    ResponderEliminar
  10. Marlene, me parece que leemos muchos libros en común. Este me ha dejado huella y seguro que se nota en lo que cuento en la reseña.

    Una cosa, espero que un día tú me leas a mí, me encantará saber tu opinión.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Armando, tú sabías que la tenía pendiente y creo que tu opinión, el entusiasmo con el que me hablaste de ella, me empujó a querer saber más de esta historia.

    Es un honor tenerte como amigo, lo sabes.

    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Margari, es un libro duro, no lo niego, pero te abre los ojos ante lo crueles que podemos llegar a ser y las extrañas justificaciones que le buscamos a nuestros actos.

    Recomendadísimo.

    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Tatty, lo hablamos el otro día, es una gran novela. Esto es para Félix, hablando con Tatty me di cuenta de que no había publicado la reseña a pesar de que la tenía más que terminada, así que a nuestra conversación le debes que hoy me haya acordado de ponerla.

    ¡Es que soy una despistada!

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Isabel, qué gusto tenerte por aquí. Es una excelente novela, como veo que ya sabes. La seguiremos recomendando con interés (hasta ponernos pesadas)

    La tuya está preparada, dame tiempo.

    Besos

    ResponderEliminar
  15. Mónica, los autoeditados somos una gran cantera, pero hay gente que es mucho mejor que otros y ese es el caso de Félix.

    Me encantará leer tus conclusiones, que seguro que son muy acertadas. Tatty, Félix y tú me tenéis frustradas con las reseñas tan geniales que hacéis, tengo que aprender de vosotros.

    Un beso

    ResponderEliminar
  16. Blanca, lo primero, que no se me olvide: felicidades por tu cumpleaños.

    Cada uno escribimos las reseñas como nos salen, y creo que eso es muy bueno porque permite que conozcamos distintos enfoques. Las tuyas tienen una gran virtud, y es que no desvelas la trama, invitas a la lectura.

    Eso es lo que trato de hacer yo: una invitación para que sea el lector quien aborde después el libro mucho más libremente, sabiendo pero sin saber.

    Besos

    ResponderEliminar
  17. Ya he leído unas cuantas reseñas positivas sobre esta novela, y el argumento me atrae bastante. Lo tendré en cuenta.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Pakiko, es una novela que sorprende. ¡Anímate!

    Besos, crack.

    ResponderEliminar

¿Me dejas tu reflejo?