viernes, 19 de octubre de 2012

TRES LIBROS EN AMAZON


A veces me pregunta la gente que de qué van mis novelas. Y casi siempre, irremediablemente, me quedo sin palabras. ¿Cómo hablar de un hijo sin correr el riesgo de exagerar sus virtudes? Las madres tendemos a ello, a ver sólo lo bueno y siempre tengo miedo de convertirme en una madraza de esas que van por la vida con venda en los ojos. No, no es mi estilo. ¿Cómo lo hago entonces?

Se me ha ocurrido una idea mejor que liarme a parlotear.

¡Tiembla mundo, que voy!

En Amazon existe una opción de compra… peculiar. Igual que cuando vas a una tienda y te pruebas unos zapatos, para ver si te quedan bien, si te resultan cómodos o a los dos minutos ya no los soportas, Amazon te ofrece la posibilidad de descargarte un fragmento significativo de una novela. Igual que esos zapatos, la pruebas y eres tú el que decide si se la queda (si compra el libro entero) o si no.

Lógico, ¿no?

Así debería ser siempre, poder decidir antes de gastar el dinero.

Pues igual que no hay nada mejor que probarse unos zapatos para saber si a uno le quedan bien o no, si le gustan o no, si son cómodos o entran ganas de estamparlos, igual, igual, se puede hacer con mis libros.

¡Probadlos!

Es muy fácil.

Si ya eres cliente de Amazon y tienes kindle, no tengo que decirte cómo.

Si no eres cliente, registrarse es sencillísimo. Un correo, una contraseña y compras en un click.

¿Y si no tienes kindle? Pues tampoco pasa nada, te puedes descargar la aplicación de lectura gratuita que se instala en un momento. Es más incómodo, pero los probadores también lo son. Ya cambiarás algún día el ordenador por tu lector y estarás más feliz que una lombriz, como yo, que a día de hoy, desde que me lo regalé a principios de verano, me he merendado 26 libros. Además, para quienes se animan finalmente a comprar existe la posibilidad de dejar comentarios en los libros. Podemos darle pistas al futuro lector sobre las sensaciones que deja la novela, y de este modo quienes lleguen después que nosotros sabrán algo más del libro que una simple sinopsis.

Ya, ya sé que casi todos los que atravesáis el espejo ya os habéis leído mis novelas, pero digo yo que conoceréis a una o dos personas que lean.









Fijaos, entre los tres, cuestan menos que un paquete de tabaco. O una caja de bombones. O las chuches del domingo.

Pero es aún mejor, no hay que comprar el libro si no quieres, sólo probarlo descargando ese fragmento que se deja de prueba...

¡Contádselo a quien se os ocurra!

Os nombro, desde ya, mis agentes literarios.

¿Cómo podría pagaros?

Supongo que no dejando de escribir...

12 comentarios:

  1. Pues sí,Mayte. No dejes de escribir. Ya con eso estamos más que pagadas!!!
    Sólo espero que no tengas que despedirme...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Cómo te voy a despedir, si casi eres la única!

    Un beso y feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  3. Yo me iniciaré contigo este otoño y ahora que estaba viendo las portadas voy a quedar fatal... El medallón tenía otra portada?
    Y sí, leer en digital aumenta los títulos al alcance de la mano y a mi me encanta.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. ¿De verdad la gente te pregunta de qué van tus novelas? ¡Qué bueno!
    Tienes razón, la opción de Amazon de acceder a un capítulo o a un fragmento gratuitos es genial, te puedes hacer una buena idea del estilo, argumento, etc. y todo gratis. Es que a veces con la portada, título y contraportada no hay bastante, nos ha pasado a todos. Y sí, un lujazo tener literatura por menos de un euro!!! Aprende, Ken Follett!!

    ResponderEliminar
  5. Por supuesto que vamos a insistir en que lean tus novelas. La verdad, que si la gente no lee es porque no quiere, con este precio están regaladas estas obras tan buenas. Y la opción de Amazon de leer un fragmento es una buena manera de descubrir, un poquito, de lo que nos encontraremos en la lectura.
    Besos y espero que la gente se decida a leerlas, que hay para todos los gusto.

    ResponderEliminar
  6. Qué información más útil. Voy a investigar lo del programa para descargarse los libros en el ordenador. Por fin, por fin! Tiembla Amazon :D

    ResponderEliminar
  7. Margari, a ti no te podría despedir ni aunque quisiera!!! Me encanta encontrarte en mi blog.

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Silvia, sí, tenía otra portada, la que conoces es la del papel, pero en Amazon me recomendaron cambiarla porque esta era más impactante y funcionó.

    Pero es la misma novela.

    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Mónica, sí que me lo preguntan y muchas veces me quedo sin palabras, por eso la opción de empezar a leer me parece muy acertada.

    Le diremos a Ken Follet que aprenda...

    Besos

    ResponderEliminar
  10. Marga, gracias por tus palabras y por tu apoyo, que allí ha estado desde que me embarqué en esta aventura y nos descubrieron una tarde de lluvia y un paraguas.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Dácil, ya te lo dije en la otra entrada, es super fácil descargarse la aplicación.

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Muy bueno, Mayte. A mí tampoco me gusta hablar de mis libros, pero no por miedo a ensalzarlos (tiendo a hacer lo contrario, lo cual no es bueno), sino ya por pereza. Con lo que tardé en parirlos, ¿encima tengo que hablar de ellos? Lo del fragmento gratuito es genial; yo también recurro a eso o les digo a los posibles lectores que vayan a echar un vistazo a la página de Amazon. Pero es curioso, a la mayoría le gusta que le hables tú de viva voz de los libros, ¿a ti no te pasa?

    ResponderEliminar

¿Me dejas tu reflejo?