lunes, 10 de agosto de 2015

UNA CHICA DE ASFALTO DE CARLA CRESPO



Sinopsis:

Claudia es una urbanita de libro, incapaz de vivir en un lugar sin tiendas, restaurantes y salones de peluquería y manicura, jamás sale de casa sin maquillar y en su armario no abundan los atuendos sencillos. Su trabajo como subdirectora de una sucursal bancaria le permite llevar esa vida hasta que la trasladan a una aldea perdida en los bosques de Navarra.

Arturo tiene un duro trabajo por delante en su esfuerzo por sanear las cuentas de la granja heredada de sus padres. Su caserío es grande y está acondicionado en dos viviendas individuales, por lo que decide alquilar una a la nueva empleada del banco sin saber la que se le viene encima. Claudia es demasiado parecida a otra mujer de asfalto que le rompió el corazón dos años atrás.

¿Serán capaces de no dejarse llevar por los prejuicios? ¿Querrá Claudia cambiar toda su vida por amor? ¿Sabrá Arturo escuchar a su corazón? Su felicidad dependerá de ellos, porque puede dártela quien menos te lo esperas.

Mis impresiones:

Tenía el libro de Carla Crespo entre mis pendientes desde que saliera a la venta, pero por una cosa o por otra lo iba dejando hasta que llegó mi amiga Alicia, con quien siempre coincido en lecturas de este género, y me preguntó si lo había leído. Le dije que aún no y ella me recomendó que no dejase pasar. Adelantó un montón de posiciones para ser leído.

La historia está contada en primera persona, bajo la perspectiva de dos narradores diferentes: Claudia y Arturo, los protagonistas de la novela. Claudia es una chica de ciudad, trabajadora de banca, que por una reestructuración en su empresa se ve obligada a dejar su Valencia natal para trasladarse a un pueblo de Navarra. La idea no le hace ninguna gracia, está segura de que echará de menos el calorcito de su tierra, las tiendas, el barullo urbano y todo lo que ha sido su vida hasta el momento. Incluso a Santi, un amigo con el que mantiene una relación sin compromiso. Sin embargo, no puede hacer otra cosa que aceptar el traslado.

Sin saber muy bien dónde se mete, llegará a ese pueblo donde conocerá a Arturo.

Arturo es un joven soltero que se dedica a las labores de granja. Tiene cierta tendencia a ir a todas partes vestido con un mono azul de faena muy poco limpio, pero eso no le resta atractivo. Al principio sabemos poco de él que se dedica a cuidar del ganado que heredó de sus padres, junto con el caserío, y que tiene problemas económicos. Es por ello por lo que decide alquilar la parte de arriba de la vivienda, esa que sus padres acondicionaron para él, pero que no ha llegado a usar. Y ahí es donde aparece Claudia en su vida.

El primer encuentro entre los dos no parece que vaya a llevarles a muy buen puerto, aunque sí es cierto que entre los dos hay una atracción irresistible.

El lenguaje de la novela es sencillo y directo, el hecho de que esté escrita en primera persona nos acerca a los pensamientos de los protagonistas y hace que los sintamos como alguien a quien pudiéramos conocer. Además, los secundarios de la novela están muy bien. El que más me ha divertido es el director de la pequeña sucursal bancaria en la que aterriza Claudia, un hombre que, lo que es trabajar, trabaja poco, y que le tiene cierto pánico a su controladora esposa. Ellos dos evolucionan a lo largo de la novela y nos van a dar alguna sorpresa.

Alicia llevaba razón, Una chica de asfalto es una novela que se disfruta, en la que te metes enseguida y te dejas llevar. Poco a poco vas conociéndolos a los dos, vas siendo testigo de la transformación de Claudia, quien se acaba enamorando de la tranquila vida rural y descubres el secreto de Arturo. Para los lectores de la novela romántica va a ser una historia fantástica, de las que dejan un buen sabor de boca.

Otra novela de Carla Crespo, que leí y reseñé hace tiempo, también te la recomiendo si no la has leído: No reclames al amor. Seguro que la disfrutas.

Por cierto, en OCTUBRE, Una chica de asfalto estará en papel en las librerías.

3 comentarios:

  1. Hola. esperaré a encontrarlo en soporte papel. Me gusta mucho tu reseña y es un libro muy apetecible de leer.

    ResponderEliminar
  2. Marta en octubre llega al papel!😘😘😘

    ResponderEliminar

¿Me dejas tu reflejo?