lunes, 5 de agosto de 2013

TODO LO QUE CABE EN LOS BOLSILLOS DE EVA WEAVER.


Sinopsis:

Mika hereda de su abuelo sus marionetas y un gran abrigo lleno de bolsillos. Actúa ante otros niños, haciéndoles olvidar por un momento la miseria del gueto. Pronto se ve obligado también a actuar para los soldados, lo que le permite salir de allí. Tras la liberación, las marionetas quedan en poder un soldado nazi confi nado en Siberia. Años después, y tras pasar por varias manos, las marionetas volverán a Mika en su lecho de muerte.

Mi sensación:

Este libro es de mi hijo, pero como últimamente lee menos de lo habitual (la edad, que no perdona a nadie y el verano de los 13 que hay que estrujarlo porque es único) se le van acumulando lecturas que a veces se convierten en las mías. Este libro reposaba pacientemente su turno en el montón que le espera y decidí empezarlo yo.

Mi hijo es de papel, el formato digital todavía no le convence, y mira que es raro, él que no suelta el ipod en ningún momento del día…

Pero vamos al libro.

Eva Weaver distribuye la novela en tres partes. La primera cuenta la historia de Mika, un niño polaco judío de doce años que encuentra en las marionetas una manera de huir de la situación extrema en la que se encuentra cuando es trasladado por los nazis al gueto de Varsovia durante la segunda guerra mundial. Mika hereda un curioso abrigo de su abuelo, un abrigo lleno de bolsillos, enorme, que esconden las marionetas que su abuelo empezó a hacer antes de ser ejecutado en plena calle por intentar defender a una muchacha. Un día Mika tropieza con Max, un soldado nazi que decide utilizar a Mika para entretener a los soldados que están al otro lado del muro y eso le acaba salvando de ser deportado. Mika, comprometido sobre todo con los niños que sufren el abandono en el gueto, usará el abrigo y la facilidad que tiene para salir cada noche del gueto para salvar a algunos que esconde en la amplitud de la prenda. Las heridas que portará en el alma tras la terrible experiencia vivida le acompañarán durante toda su vida.

En la segunda parte Eva nos cuenta la historia del príncipe, la marioneta más emblemática de Mika, que acaba en las manos de Max. Cuando termine la guerra será quien acompañe al soldado a su destierro a Siberia y esta es la parte del libro que más me ha impresionado porque cuenta la historia desde el otro lado, desde la perspectiva de un soldado que pierde la guerra y que sufre el castigo por sus crímenes. Max logrará escapar del infierno blanco pero también marcado para siempre.

La última parte está ambientada en el presente, en Nueva York, donde acaban las marionetas. Serán los nietos de Mika y Max quienes traten de curar las heridas a través de ese príncipe de cartón piedra.

Me ha parecido un libro irregular, una primera parte muy extensa en la que prácticamente se repiten los clichés que siempre hemos escuchado sobre las víctimas de la guerra. Me ha gustado más la segunda, la de los que perdieron la guerra y sufrieron el castigo que fue tan cruel como el que ellos mismos habían infligido. La última, la de la reconciliación, me ha dejado un poco fría.

Creo que el libro empieza bien pero no me ha llenado del todo. Esperaba algo así como lo que te sucede con El niño del pijama de rayas y eso es lo que pasa por esperar algo, que te acaba decepcionando.


¿Os ha pasado con algún libro este verano?

14 comentarios:

  1. He leído unas 100 páginas de este libro pero de momento lo he dejado aparcado porque no lo estaba disfrutando totalmente... Supongo que en verano apetecen cosas más ligeritas y sencillas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Una pena que el libro decepcione, porque el argumento pinta bien. No obstante, a veces las ideas son buenas, pero no se desarrollan como debería hacerse.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Pues mira, a mí "el niño con el pijama de rayas" me dejó un poco fría, quizás por el final o porque me esperaba mucho (me lo habían recomendado un montón). Y no creo que lea el libro que nos traes hoy porque el tema de la IIGM me tiene un poco saturada.
    Este verano, por cierto, he tenido suerte con todas las lecturas y he disfrutado de lo lindo (ya veréis las reseñas en septiembre, que me las guardo para la vuelta porque me hace mucha ilu compartirla cuando estéis todos). Besos.

    ResponderEliminar
  4. Creo que es la primera reseña un poquito negativa que leo de este libro. Así que por si acaso bajo mis expectativas, que estaban altas. Pero no descarto leerlo, que esta temática me gusta.
    Y por cierto, a mi hija le pasa lo mismo. Leer en el lector o en la tablet no le llama nada. Prefiere el papel. Ya pueda ponerle los libros de Stilton en la tablet que no... Que busca sus libros en la estantería. Es raro, sí...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. Mel, yo lo disfrute por tramos. Y me resultó una sensación extraña.

    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Kayena, no es un mal libro para nada, simplemente creo que tiene altibajos, o al menos yo lo he sentido así. Pero como desde aquí siempre insisto en que hablo de sensaciones subjetivas, creo que debe ser cada uno quien juzgue las novelas.

    Si está aquí es por algo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Mónica, El niño con el pijama de rayas lo leí antes de saber de él casi. Todo el éxito de la novela en España llegó meses después de que yo lo hubiera leído, quizá por eso lo vi diferente a ti, por eso yo al abordarlo no esperaba nada de nada. Con este me ha pasado lo contrario, que esperaba más precisamente por haber leído sobre él antes y haber escuchado cosas buenas.

    Insisto, no es malo para nada, eso quiero que quede claro.

    Besotes, escritora.

    ResponderEliminar
  8. Margari, me repito con los comentarios, no está mal pero sentí que es irregular, que hay momentos en los que me enganchó pero otros en los que directamente estaba pensando en otra cosa.

    Sí que es raro lo de estos niños, nos han salido de la vieja escuela. Espero que no hagan el curso solos, porque según vamos tiene toda la pinta de que se quedarán obsoletos no tardando.

    Un besote

    ResponderEliminar
  9. Vaya en este caso no coincidimos para nada, a mí me gustó muchísimo, todas las partes pero quizás la que más la primera
    besos

    ResponderEliminar
  10. Lo apunto en mi lista, los libros que hablan sobre el nazismo me atraen, y aunque dices que te ha parecido irregular, he visto en los comentarios que es buen libro, así que algún día lo leeré....

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Tatty, por eso siempre digo que todo esto que escribo sobre los libros que leo es sumamente personal. Es raro que no coincidamos, pero alguna vez tenía que ser :)

    De todos modos creo que me gustó más la segunda porque creo que he leído mucho menos desde esa perspectiva.

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Pili, claro que es un buen libro, pero siempre digo que cada uno tiene y debe interpretar las lecturas. Lo que ves no es una verdad absoluta por mi parte, es una interpretación.

    Rara, normalmente no pongo libros que no me hayan encantado, pero es que este tampoco me ha disgustado.

    Ha sido una lectura... peculiar.

    Besos y gracias por pasarte.

    ResponderEliminar
  13. Claro que me ha pasado. Con un montón de libros. El músico ciego por ejemplo, me dejó perpleja por no ser como yo sabía que tenía que ser! (inexplicable y absurdo, lo sé... pero no pude despegarme esa sensación)
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Es una pena que no te haya llenado esta novela. A mí me encantó y disfruté de su lectura. La primera parte es la que más me gustó y el personaje de Mika me enamoró.
    Besos

    ResponderEliminar

¿Me dejas tu reflejo?